Saltar al contenido

¿Cómo mantener la motivación en el entrenamiento?

motivación en el entrenamiento

Mucha gente pierde interés después de un tiempo de entrenamiento. El cansancio cotidiano, el retraso del resultado esperado, entre otros factores, puede ser motivo de desánimo. En este post, descubrirás cómo mantener la motivación en el entrenamiento y lograr tu objetivo en el gimnasio. Echa un vistazo:

Respeta tus límites

Si te  inscribes en el gimnasio y comienzas con un ritmo de entrenamiento muy intenso, es poco probable que puedas mantenerlo por mucho tiempo. Lo ideal es avanzar gradualmente, aumentando gradualmente la intensidad de los ejercicios.

Además, hacer series demasiado largas, aumentar demasiado las cargas y no dar suficiente tiempo para descansar el cuerpo puede incluso causar lesiones.

Con mayor desgaste, te quedarás sin energía y cansado, poniendo fin a la motivación. Busca  la guía de un profesional y ve con calma. Respeta los límites de tu cuerpo.

Variar ejercicios

Hacer los mismos ejercicios una y otra vez puede ser bastante agotador. Después de todo, no a todo el mundo le gusta repetir las mismas actividades. Además, trabajar los mismos músculos durante largos periodos de tiempo acaba dando menos resultados con el tiempo, ya que el cuerpo se acostumbra a los estímulos. Por lo tanto, cambia el entrenamiento cada 2 meses o cuando tu instructor te lo indique. Otro consejo es probar nuevas modalidades. Enfréntate a nuevos retos!

Tener un objetivo

Lograr la meta deseada es una de las cosas que más motiva a la gente, especialmente en el gimnasio. ¿Cuál es tu objetivo? ¿Perder kilos, poder competir en una maratón, encajar en un determinado conjunto o ganar masa muscular? Cualquiera que sea tu objetivo, seguro que te ayudará a mantenerte concentrado. Establecer metas ayuda a que el entrenamiento sea significativo, evitando que pierdas la motivación.

Puede ser Interesante  Aprende los efectos de la música durante tu entrenamiento

Rastrear resultados

No basta con fijarse metas. Es necesario seguirlas. Monitorear la evolución, aunque no sea tan notoria a los ojos, es muy importante. Ser capaz de subir una escalera sin perder el aliento es un ejemplo. Son estas pequeñas mejoras las que ayudan a buscar una evolución aún mayor.

Tener disciplina para mantener la motivación en el entrenamiento

Mientras que repetir los mismos ejercicios una y otra vez puede ser agotador, mantener una rutina de entrenamiento es fundamental para “educar” al cuerpo. Por lo tanto, trata de entrenar al mismo tiempo, creando así una rutina. El entrenamiento con pesas debe ser un compromiso no negociable. Tomate  en serio el entrenamiento, evita cancelar, posponer o cambiar tus entrenamiento. Con disciplina, tu cuerpo trabaja mejor y los resultados se perciben con más rapidez e intensidad.

Ir al gimnasio con un amigo

Tener a alguien para entrenar juntos es esencial para asegurar la motivación. Además de reducir la tensión de los ejercicios, un compañero de entrenamiento puede ayudarte a superarte a ti mismo. Ya sea un compañero de trabajo, un vecino o incluso un amigo de gimnasio , toda ayuda puede ser bienvenida.

Estos son algunos consejos para mantener la motivación en el entrenamiento de gimnasio. La práctica de actividades físicas es buena tanto para el cuerpo como para la mente.

¿Cómo mantener la motivación en el entrenamiento?
5 (100%) 1 vote

Articulos Relacionados